sábado, 10 de diciembre de 2016

Boicot a los débiles, sumisos con el fútbol

Folcklore asturiano
Esta es una historia asquerosa que está a punto de estallar, cuando se tenía que haber pinchado hace ya mucho tiempo, tanto como el que el existe. Ahora está el fútbol de por medio y las cosas van a empeorar muchísimo a nivel mediático, de imagen y de exponer la realidad de una izquierda trasnochada y caduca en sus preceptos y en sus intimidaciones.

Si entrasemos en la mente enferma que está detrás de todo, seguro que aparecerían referencias al Nuevo Testamento, que son deicidas, la Revolución de octubre y que grande yes, Pachín, pero no hace falta ir tan lejos, al contrario. Es una historia que pasa en España, pasa en fechas recientes, y avergüenza a cualquiera que no sea un fanático.

En febrero de 2009 la cantante israelí Noa estaba de gira por España cuando se topó con un boicot instigado desde la ultraizquierda y "grupos propalestinos". El boicot podría haber sido no ir a sus conciertos, pero como son activistas no se podían conformar con eso, no: en San Sebastián, cuatro energúmenos se subieron al escenario a los pocos segundos de empezar la actuación, y desplegaron una pancarta donde se podía leer "Israel, no gracias", aunque en los anteriores conciertos en Sevilla y Barcelona no pasó nada.

¿Por qué el boicot? Por ser israelí. Tan simple como eso. Por ser embajadora cultural. Por pronunciarse en contra de Hamas, claro, algo gravísimo al parecer. Porque la ultraizquierda en España siempre está buscando enemigos, reales o imaginados, y es mucho más fácil atacar a una artista de gira que ir con una flotilla -un crucero- a las costas de Israel, con las consecuencias previstas.

En Gijón, Asturias, la cosa fue mucho peor que en San Sebastián. Los organizadores del boicot convocaron una concentración a las puertas del teatro municipal donde iba a actuar Noa. ¿Quien organizaba? El conocido como Comité de Solidaridad con la Causa Árabe y la Plataforma Asturiana con Palestina, al parecer no satisfechas con traer a saharauis a la metrópoli cuarenta años después de romper vínculos, y muy ofendidas con estas palabras irreprochables de Noa:

"Esa bestia llamada Hamas que los ha aterrorizado y asesinado, que ha convertido a Gaza en un basural lleno de pobreza, enfermedad y miseria. Sólo puedo desearles que Israel haga el trabajo que todos necesitamos que haga (...) Hamas no llama a la liberación de Palestina, sino a la destrucción de Israel, es decir, de mí, de mis hijos y de mi familia".

Se juntaron unas cien personas con pancartas como "Sionismo, bestia exterminadora", una décima parte de las que hubo dentro del Teatro Municipal, ajenas al llamamiento al boicot. Una décima parte.  Siempre son menos, pero como se hacen notar, como recurren a la intimidación y el hostigamiento, pues siempre parecen más. También los medios ayudan a su difusión.

Fue un incidente vergonzoso, que tuvo réplica aún peor en 2014. En el mismo escenario que Noa actuaba esta vez el grupo israelí Sheketak, culpable exactamente de lo mismo: de ser israelí. Basta con eso para esa gentuza. Esta vez no se conformaron con cantar consignas y exhibir pancartas repugnantes a las puertas, sino que quisieron acceder al recinto, para hacer el boicot efectivo. 

La Policía tuvo que cargar -Europa occidental, en el año 2014-, dejando un reguero de golpes y alguna cabeza ensangrentada, entre ellas la de un conocido sindicalista -¡Asturias! ¡En Sicilia se llaman de otra manera!-, siempre tan preocupados por lo que pasa fuera y no por lo que pasa dentro. Según los convocantes, "esta es la segunda vez que el Ayuntamiento colabora con Israel, la primera fue en el Festival de Cine. No estamos en contra de los cantantes sino lo que ellos representan, que es el estado de Israel" ¿Queda claro? 

Esta vez fueron más que en 2009. Según los del boicot, eran 500, cifra difícilmente creíble, pero según las crónicas consiguieron su objetivo: dentro no había casi público para ver la actuación de Sheketak, que seguramente se llevaron una inmejorable imagen de la ciudad de Gijón. Desde luego, muy ajustada a la realidad. 

Después hubo un juicio por el intento de asalto al teatro, un juicio en el que la Fiscal fue hostigada e intimidada incluso en su ámbito privado (¡Asturias! ¡En Calabria los llaman de otra manera!), con toda la parafernalia que la ultraizquierda suele adornar sus excesos, en este caso calificando a los agresores de "los nueve del Jovellanos" -por el nombre del Teatro-, en la más pura tradición sindicalista-victimista, cuando en esa región detentan todo el poder y jamás son víctimas. Por supuesto, salieron absueltos. 

Pero no es el tema, no. Como a esta gentuza no se la pueda parar en su superioridad moral (recuerden: el boicot no era contra los artistas, sino por "representar al Estado de Israel", como si fuesen con uniforme y banderas) y tampoco parece que se le puede parar con la justicia, han seguido adelante, para bochorno de la gente normal, la que ellos no representan. 

El 13 de enero de este año el Pleno del Ayuntamiento de Gijón, ciudad de casi 300.000 habitantes, aprobó una moción con los votos a favor del PSOE, Podemos e Izquierda Unida, donde se declara el boicot contra el"Apartheid y la ocupación israelí", además de reconocer "el Estado de Palestina" y de declarar el concejo de Gijón como "Espacio Libre de Apartheid Israelí", destacando la adopción de "medidas legales oportunas para no realizar actividades comerciales con empresas cómplices de violaciones del Derecho Internacional". En el primer Pleno del año. Pueden leer completa la podedumbre aquí. Produce escalofríos. Produce aún más escalofrío cómo trató el periódico local el asunto, y no se pueden perder el enlace.

Por esas fechas el Ayuntamiento de Langreo, otra ciudad de la zona, también hacía lo propio, algo que la Justicia ya ha conculcado. En Gijón la Justicia dice que no puede hacer nada, porque (mucha atención) "el acuerdo del Pleno carece de efectos jurídicos frente a los administrados, ya que no estamos ante un acto administrativo en sentido técnico y estricto como declaración de voluntad o resolución que produzca efectos jurídicos en la esfera o ámbito jurídico de los administrados"

O sea, que la Justicia no es la misma en una ciudad que en otra, y eso que la sentencia conculcadora es el Tribunal Superior de Justicia. O que al juez al que le ha caido el caso le hace tilín la moción, donde sí que hay efectos jurídicos, dado el acuerdo del Pleno gijonés se remitió a las empresas municipales, entre ellas la que organiza los festejos y eventos, por lo que ya no irán más Noas ni Sheketaks, ni ningún otro representante del "Apartheid israelí", usando su lenguaje enfermo. 

A punto de acabar el año, sigue vigente el execrable acuerdo plenario -el único en España que sigue así, porque los otros similares aprobados han sido tumbados por los jueces en Cataluña, Andalucía y Madrid-, y con un añadido que le va a dar una relevancia mediática realmente dañina para la ciudad. Por alguna razón que no creo que esté dentro de la esfera de la casualidad, la Federación Española de Fútbol que preside desde hace décadas Angel María Villar ha decretado que el partido España-Israel de balompié que clasifica para el Mundial de Rusia 2018 se dispute en Gijón. Un partido oficial. El próximo 24 de marzo.

Ya saben la caja de resonancia que es el fútbol. En Israel, por razones históricas que no hace falta comentar aquí, están muy informados de lo que pasa en Gijón, porque siempre tienen que estar alerta. Es su sino histórico. La persona que les informa ya ha dejado caer que les molesta lo de tener que ir a jugar a una ciudad que les discrimina -sí, así es el término- y deja caer veladamente la posibilidad de ir a mayores. 

"No nos queda claro por qué entre todos los lugares de España se ha tenido que elegir a esta ciudad" A mí tampoco, pero estoy seguro que no es casualidad. De aquí no va a salir nada bueno, como nada bueno se lleva viviendo desde 2009, y esta vez con cariz de escándalo internacional con caja de resonancia muy mediática incluída ("es ya un tema de debate en los periódicos de Israel"), no precisamente lo mejor para una ciudad que intenta vivir del turismo, además de las subvenciones.

"Hay no sé cuantos estados musulmanes en el mundo y ninguno cumple estándares de derechos humanos. Y el único al que señalan es la única democracia de Oriente Medio. Es una declaración antisemita. Esto se tenía que romper por alguna parte y ha salido en el fútbol", dice Ángel Mas, presidente de ACOM, la asociación que lleva la batalla por el sentido común en este caso.  Ya, pero es que vosotros sois culpalbles. Deicidas. O lo que toque achacar a cada generación. 

¿Y qué dice la izquierda caduca y trasnochada -perdón por la redundancia- que padece Gijón y, por extensión, Asturias? Están "resignados". No por el indecente boicot, sino  porque "la decisión viene de arriba y no podemos hacer nada". Sí, de la todopoderosa Federación de Fútbol. Es más fácil hacer el boicot a Noa y un grupo de folk que a miles y miles de potenciales votantes yendo con sus camisetas de tribu a un estadio. Porque no tienen lo que hay que tener, nunca lo han tenido. Por eso está su ciudad y su región como está. En el fondo, a lo mejor lo del partido de fútbol está bien por poner negro sobre blanco en las incongruencias sangrantes de la izquierda, pero el desastre va a ser tremendo. Al tiempo.
***
"Para nosotros Fidel Castro no ha muerto, es un gallego más" Muy freudiano, sí. Esto, en cambio, es más de realismo doloroso gallego.
***
Una pequeña ventana a lo que fue la espléndida época de entreguerras para el neonato estado checoslovaco.
***
Fin al seguro médico privado, pero pagado con dinero público, de la Asociación de la Prensa Madrileña. Era el gran reclamo para que se afiliasen jóvenes lisensiados: conozco un caso de una que se hizo una colonoscopia con 25 años simplemente porque era gratis y le apetecía.
***
Mina de hierro en Australia, o una colonia china. 
***
Sucinto y muy comprensivo artículo sobre la subida de precio en España desde la llegada del PP al poder.
***
Se ha hablado poco de esta idea de C´s, que solo serviría para apartar de la educación pública a profesores con sentido crítico. Porque esa es su finalidad. 

19 comentarios:

pablosales dijo...

Hasta los huevos de las banderitas en conciertos de rock

Diego dijo...

Un gran post, como siempre. Sergio, ¿me podrías recomendar algún buen libro sobre Israel?. Para tener algo con lo que rebatir o intentar abrir la mente de la gente cuando sale el tema.
Un saludo.

Sergio ciclismo dijo...

Gracias por vuestros comentarios. Diego: pues no se mucho, es un tema que siempre me ha aburrido muchísimo al margen de la vertiente militar o las relaciones EE.UU-Israel. Creo que no te puedo ayudar mucho, y menos ante esa misión casi imposible de abrir la mente a alguien con el tema de que en Israel no son tan malos como pintan la propaganda masiva en este país.

Octavio dijo...

Un muy buen post, gracias Sergio. En un estado de Derecho cada uno es, hasta cierto punto, libre de creer en las estupideces que uno desee siempre que no perjudique a nadie, sin embargo y desde mi punto de vista buena parte del problema viene cuando estas creencias o actitudes no son fruto de un conocimiento profundo y reflexivo de un tema,sino fruto de querer llevar "chapas" de diversas causas o enarbolar banderitas que puntúan extra en ciertos ámbitos, una suerte de postureo intelectual y de solidaridad de retuit que no obedece a la realidad ni tiene impacto alguno en la misma excepto el ruido mediático que de tanto en tanto consiguen. Con esta causa concreta me molesta especialmente el desconocimiento absoluto del 99% de la gente que conozco y que defiende la "causa Palestina " , los sacas de los 4 lugares comunes, le preguntas los porqués y nada, pura fachada de cartón piedra, y cuando preguntas que sí saben que el acuerdo Balfour es muy anterior a la WWII cambian de tema antes que reconocer que desconocen qué es.

jefe dijo...

Fantástico post. No sé si se va a liar, creo que no y que va a sacar las miserias de estos "activistas" (a mí me gusta llamarles delincuentes) y se la envainarán durante tamaño evento deportivo.

En cualquier caso, está muy bien que des visibilidad a esta gentuza porque normalmente no se habla bien claro de estos fanáticos (que ya están en el Parlamento con 70 escaños, puede que alguno más), con sus odios de siempre y su desprecio por todo lo que no se pueda encerrar en su cuadriculada y obtusa mente. En el tema concreto de Israel-Palestina, al parecer inmolarse en autobuses o esconderse en casas de civiles para provocar carnicerías durante los bombardeos (que evidentemente no son justificables) es de lo más heroico. Su odio xenófobo siempre está justificado, y es la misma gente a la que no se le cae el nazismo y el fascismo de la boca. Tiene cojones.

Anónimo dijo...

Qué estraño que en las etiquetas del post aparezcan PP y Ciudadanos (cierto que salen en los sueltos), pero no PSOE, IU ni Podemos, que son protagonistas absolutos del tema central del escrito por lo de las declaraciones institucionales

Daniel Carrillo dijo...

Diego, un libro que me gustó mucho y que toca el tema es Una historia de amor y oscuridad, la autobiografía de Amos Oz.

Sergio, muchas gracias por haber vuelto a publicar en PM con asiduidad, a mí me gusta tanto o más que Ciclismo2005 y como lector asiduo de ambos me gustaría leerte en algún medio... aunque ya se ve que ser verso libre en este país es jodido.

Anónimo dijo...

Daniel Carrillo, Sergio escribe a veces sobre ciclismo en ctxt.es. Logicamente es más blandito que en los blogs y en twitter (ni con los gallegos se mete), pero es infinitamente mejor que el resto de periodistas deportivos

Sergio ciclismo dijo...

Gracias por vuestros comentarios. Octavio: yo reconozco que el tema me aburre, pero si tengo muy claro que las posturas antiIsrael acaban derivando en poquísimo tiempo en otras cosas. Contra Israel puedes decir que es una teocracia, que los asentamientos ilegales condenan a un Estado dual con los palestinos, puedes decir muchas cosas, pero lo que se oye o se lee son sandeces primitivas, como si no haya tenido que defender su territorio desde el mismo día en que se fundó.

Jefe: en el texto pongo bien claro que la moción salió adelante por los votos de PSOE, Podemos e IU, no solo de Podemos e IU. Estos mismos partidos son incapaces de ponerse de acuerdo en ese ayuntamiento para desbancar al partido que gobierna, lo que queda del de Alvarez Cascos.

Anónimo: lo corrijo.

Daniel: ¡ay!

Anónimo dijo...

No es que Villar designe que se juegue en Gijón y todo el mundo tenga que aguantarse. Son las ciudades las que solicitan a la Federación ser sede de partidos de la Selección. No sé si el Sporting tendrá algo que ver, quizá fue su iniciativa, pero el propietario del Molinón es el propio Ayuntamiento de Gijón.

jefe dijo...

Sergio: correctísimo, pero es que el PSOE casi siempre cae en estas cosas por postureo, porque para algunos ser propalestino (que deriva siempre en antisemitismo para esta gente) es ADN de la izquierda. ¿Y si dicen lo contrario y les tildan de fachosos? Se dejan llevar por los postulados de la izquierda más rancia y reaccionaria por miedo a vaya usted a saber qué.

Por cierto, hablando de Asturias y socialistas no sé qué te parece la gestión de Javier Fernández en la muy desagradable situación provocada por el megalómano Pedro Sánchez. Para mí, hacía falta un poco (bastante) de la cordura que está demostrando.

Saludos

Anónimo dijo...

A saber:

- 1948
- Suez
- Seis Días.
- Guerra de desgaste.
- Yom Kippur.
- Líbano.
- Jerusalén.
- 2 Intifadas.
- Franja de Gaza.

Siete décadas crujiendo a todas las coaliciones árabes posibles, convirtiendo el Golán y el Sinaí en la mayor chatarrería de material soviético calcinado imaginable, es algo que la giliprogresía patria no es capaz de digerir.

Por cierto, sin salir del Oriente, es curiosa la atracción lúbrica que siente esta harka giliprogre por minifranquitos que eran El Assad, Saddam, Gadaffi, Nasser...

breador dijo...

Sobre el tema de Israel-Palestina. Es verdad que aburre un poco porque es un conflicto que parece ya endémico de la zona. Y también lo es que puede generar rechazo ese activismo de postureo izquierdista. Pero basta con estudiar un poco el tema y las conclusiones no son difíciles de sacar para cualquiera racional y con un sentido moral no atrofiado. Basta con ver lo que dice el derecho internacional y las ONG más respetadas (AI, B’Tselem, HRW, Breaking the Silence, etc). Se habla de que el conflicto es muy complejo y controvertido, pero en realidad no lo es tanto. A nivel jurídico ya está más bien resuelto qué habría que hacer. En 2004 la Corte Internacional de Justicia de la Haya definió claramente como ilegal el muro que Israel construye en los territorios ocupados: hay que desmontarlo y compensar a los palestinos por los agravios causados. También definió con claridad la cuestión de las fronteras: la legalidad internacional prohibe obtener territorio con medios bélicos. Israel conquistó Cisjordania y Gaza en la guerra de 1967, por lo que bajo la legalidad internacional no tiene legitimidad sobre estos territorios, y debería volver a las fronteras anteriores al 67. No son territorios en disputa, sino territorios palestinos ocupados ilegalmente por Israel. Del mismo modo, los asentamientos que van comiendo más y más terreno palestino (empleando la más cruda violencia) son completamente ilegales, todos ellos. Lo mismo ocurre con Jerusalén Este: conquistada durante la guerra, es territorio palestino ocupado. No hay disputa jurídica, y si no se hace nada es porque la legalidad internacional no tiene una fuerza material que la respalde.
La historia entera de Israel es la historia de la imposición violenta. Sólo sigue existiendo con la legitimidad que le confiere la sangre, se sostiene sobre una enorme montaña de cadáveres, empleando sistemáticamente la tortura y aterrorizando a la población civil. Es cierto que el sionismo como ideología viene de finales del siglo XIX, y que a raíz de lo ocurrido en el siglo XX tuvo sentido. Ahora bien, ya la fundación del estado israelí en 1948 ya implicó un genocidio. La guerra del 67 es un caso de apropiación colonial de territorio. La situación con los territorios ocupados es similar a la del appartheid en Sudáfrica. Gaza es una enorme cárcel a cielo abierto, quienes viven allí están en el infierno. La repetidas incursiones militares allí son simplemente masacres. Datos de la última, de 2014: 550 niños palestinos muertos, 1 niño israelí muerto. 18.000 casas palestinas destruidas frente a 1 casa israelí. El 70% de los muertos palestinos (2.200) eran civiles, sólo el 6% de los israelís (73) lo eran. A esto lo llaman «conflicto», pero es una masacre.
Tampoco es Israel una democracia, porque para que un estado sea democrático tiene que admitir como ciudadanos a todos los que nacen en ese territorio, sin discriminación (étnica, religiosa, etc) y en Israel esto no ocurre: el estado no pertenece a sus ciudadanos, sino a los judíso (desde el principio Israel se define como ​estado judío, por lo que los árabes nacidos allí no serían propiamente ciudadanos). Es más israelí un judío nacido en Nueva York que un musulmán nacido en Tel Aviv. De facto hay ciudadanos de primer y segunda clase en Israel, y esto generará una situación explosiva en el interior mismo del país. Es una sociedad completamente enloquecida, que glorifica la sangre, una sociedad militarizada al estilo espartano. Por ejemplo, hubo manifestaciones (https://www.youtube.com/watch?v=yrVmhPnHAR8) en favor de que no se juzgara a aquel soldado israelí que asesinó a sangre fría a un chaval palestino que estaba tumbado boca abajo en el suelo; no sólo eso, sino que se glorificó a este asesino como a un héroe. Por no hablar del ridículo cuento que se cuentan a sí mismos sobre la nación milenaria y el pueblo elegido, usando la Biblia como fuente histórica fiable. No es más que pura propaganda, como ha demostrado Shlomo Sand. Y quizá el mejor libro sobre la historia de este conflicto sea el de Benny Morris, Righteous Victims.

Juan Carlos Ábalos Guerrero dijo...

Menos mal que en los comentarios hablas de las vergüenzas del estado de Israel, porque es cierto que el fanatismo pro-palestino de la izquierda española es inmoral, pero no lo es menos quitarle responsabilidades a un estado que de ser otro habría sufrido sanciones y embargos internacionales más que justificados. En ese conflicto no hay víctimas ni verdugos, o los dos lo son por igual, las dos cosas. Lo que es evidente es que no ayuda en nada el enfermizo posicionamiento de la izquierda, pero tampoco el que exige medir las palabras no sea que te declaren antisemita (y dos argumentos más allá, nazi. Que ese juego inmoral también es marca Israel)

Jaime dijo...

Sin meterme en temas de legalidad internacional, resoluciones judiciales y cuestiones de altos Tribunales, las comparaciones son odiosas. El día a día de un israelí y un palestino es como el día y la noche. Un israelí hace vida relativamente normal, a lo occidental, la mayor parte del tiempo (incluso en tiempos de conflicto). Un palestino sufre los problemas derivados del conflicto a diario. Pero todos los días de su vida.

Que algunos posicionamientos de la izquierda son estúpidos y algunos razonamientos no llevan a ningún lado, incluso al contrario, parece que lo tenemos bastante claro. Igual que pasar de la crítica a los calificativos de antisemita. Pero que Israel tiene impunidad absoluta en todo lo que hace, creo que también. Y por supuesto las organizaciones palestinas (Hamas sobre todo) tienen la mitad de la parte de la culpa.

Por curiosidad, me gustaría saber si alguno de los que ha comentado conoce la realidad de un palestino o un israelí.

Rubén dijo...

breador, dices que los árabes nacidos en Israel son ciudadanos de segunda. Te dejo una pequeña lista cogida de la Wikipedia para que me digas qué tienen estos árabes de ciudadanos de segunda: https://en.wikipedia.org/wiki/List_of_Arab_citizens_of_Israel. Verás que hay desde ex-ministros a militares de alto rango e incluso un juez del tribunal supremo.

Anónimo dijo...

Hola;
Reivindico mi derecho a mostrar mi repulsa a Israel ante cualquier persona o entidad que represente este estado artificial y genocida.
Cosas como esta ya le pasaron a Iribar y a Kortabarria por los campos de España y nadie se rasgó las vestiduras.....el autor del artículo también tiene sus fobias y sus preferencias y no pasa na....

Daniel dijo...

Estoy de acuerdo con el último comentario. Todo el mundo tiene sus filias y sus fobias y una de las (muchísimas) fobias de Sergio son los asturianos. O los progres. O los que luchan por los derechos de los palestinos. No sé en este caso quiénes le dan más fobia.

La mía, desde luego, es el hijoputismo del estado de Israel, que como bien se ha dicho en los comentarios, se trata de un estado genocida con un largo historial de violencia y abuso de poder. Resulta que, de un tiempo a esta parte, estar en contra de las prácticas que vienen llevando a cabo te convierte en un antisemita. Perfecto. Me recuerda mucho a la política de los dos grandes partidos de este país con respecto al terrorismo: o eres de los nuestros, o eres de ETA.

Leo con mucho interés todas las entradas de este blog y de Ciclismo2005, pero no siempre estoy de acuerdo con lo que se expresa ni me parecen temas edificantes. Sintiéndolo mucho y no pretendiendo otra cosa que hacer una crítica constructiva, este es uno de esos casos.

Anónimo dijo...

Es que España aún no ha roto vínculos con el Sahara Occidental,y es raro en ti que afirmes lo contrario.

España es, a día de hoy, la potencia administradora. Otra cosa distinta es que el Estado ni se entere... o no se quiera enterar.

http://web.eldia.es/criterios/2016-04-14/13-Espana-es-potencia-administradora-Sahara.htm