jueves, 24 de noviembre de 2016

Se amplia otra vez el Museo del Prado: todos a callar y a tragar

Traza oculta, nombre de la propuesta ganadora
A alguien con poder e influencia se le ocurrió hace poco tiempo que, dado que el Museo del Prado cumple 200 años en 2019, había que hacer algo transcendente, al margen de la habitual inundación de folletos, exposiciones y nueva iluminación que franquean estos aniversarios, artificialmente inflados por mor de la propaganda. Como el país es el que es, no se ha ocurrido mejor cosa que otra ampliación del Museo.

El concurso se ha convocado en abril -y eso que decían que el Gobierno en funciones no puede hacer estas cosas, eh- y se ha fallado hoy mismo, todo un récord en la Historia de España y en, particular, del Museo. Para no meterse en problemas, se ha sacado pecho de que no habrá ningún tipo de obra subterránea -porque nunca se sabe lo que puede aparecer en una zona donde antes estaba el Palacio del Buen Retiro- y de que toda la operación costará únicamente 30 millones de euros. De partida.

¿Qué bien, no? El Museo del Prado, ¿quien puede estar en contra? Según se lee en la propaganda, se "permitirá ampliar el espacio expositivo". Claro, es una ampliación. Otra más, tras la eterna de Moneo que se prolongó por espacio de décadas -con embrollo judicial de por medio-, y esperemos que más afortunada, aunque es mucho esperar.

La de Moneo desplazó la entrada a la parte trasera, creando nuevos y necesarios espacios para cafetería, grupos y demás, y la tontería absoluta del "Claustro de los Jerónimos", uno de los pocos edificios antiguos de Madrid, en pésimo estado de conservación, y donde ahora se exhiben, fuera de escala y a modo de "en algún lugar había que ponerlos" los espléndidos bronces de los Leoni. Para llegar hay que subir unas escalaras automáticas tipo centro comercial, y todavía no conozco a nadie que, al llegar, no haya puesto cara de estupor.

Ah, sí, que también se ganó espacio para los talleres y la "labor investigadora del Museo". ¿Hacía falta hacerlo ahí, con una obra millonaria y de acabados dudosos, desde el suelo de travertino a spina hasta el rojo pompeyano, pasando por el cobre? Imposible criticarlo, porque es el Prado, es Moneo, y es probablemente el salón más noble de España. Oremos, y a callar.

Y por eso, porque no se ha podido criticar, se llega ahora a esta nueva ampliación, donde el Prado salta al Salón de Reinos, donde durante mucho tiempo estuvo el Museo del Ejército hasta que el idiota de Ruiz-Gallardón lo regaló a Toledo para que Bono pudiese dar algo de contenido a la millonaria reforma del Alcázar, porque la cacareada biblioteca del sitio -"de las más importantes de Europa", y en Oxford, París o Roma riéndose- no atrae más que estudiantes del poblachón manchego.

Desde entonces, se estaba esperando la dentellada del Prado. La ampliación "natural", porque los museos crecen y crecen como tumores, aquí y en la Cochinchina. A la fase final han llegado ocho proyectos, y se ha escogido el de Norman Foster con el arquitecto fracasado local Carlos Rubio, no vaya a ser que piensen que es obra de un extranjero, al igual que le pasó a Richard Rogers con la T-4, obligado a concursar con Lamela -un arquitecto que llevaba 30 años sin hacer obra grande, por motivos evidentes para todos- para poder tener opciones de ganar.

El proyecto es una mierda. Lo es por el planteamiento -las prisas, el hecho de ganar 5700 m2 de superficie, pero de los que únicamente 2500 son de espacios expositivos- y por un hecho muy poco destacado en este día de propaganda neoImperial: no se sabe a qué cojones lo van a dedicar. Como lo leen.

Montan un concurso a toda prisa porque el aniversario se echa encima, y lo montan sin saber para qué va a servir. "Espacio expositivo" ¿de qué? No lo saben. Lo único que saben es que, en la habitual jerga enferma del gremio arquitectónico, se "rentabiliza al máximo el uso museístico en el edificio y crea un gran atrio de acceso en la fachada sur, imprimiendo a este espacio un carácter semiabierto y permeable al exterior, pero suficientemente controlado para que sirva de protección a la fachada original del Salón de Reinos, en la que se recuperan sus huecos y balconadas. Sobre dicha fachada emerge la prolongación de un gran espacio expositivo en planta tercera, con mayor altura libre y anchura que el actual, formando la cubierta del atrio, a la vez terraza orientada al campus"

Yo les traduzco: "semiabierto y permeable al exterior" significa que quieren quitar el tráfico de la zona, ya de por sí prácticamente residencial y residual, pero es algo para lo que no tienen competencias, que pertenecen al Ayuntamiento. Al respecto, recordar que cuando Nouvel hizo su fracasada ampliación del Reina Sofía - encargo a dedo fingiendo un concurso: querían una copia del KKK de Lucerna, su obra maestra- también le prometieron quitar el tráfico y el túnel de la Ronda de Valencia, cosa que jamás se hizo y así ha quedado el edificio-refinería: como una caja de resonancia del intenso tráfico de la zona.

Los renders de la propuesta ganadora no llevan a engaño. Dentro de la pantomima del gremio, muestran a muchedumbres que llegan al Salón del Reino por una plaza peatonal, y dentro les espera una gran galería llena de....mesas de hostelería. Lo pueden ver aquí. En principio nadie está en contra de peatonalizar una zona, ni de poner cafeterías asociadas a equipamientos culturales -una vez más, como en todo este sector, el ejemplo británico es el mejor-, el problema es que se dan por hecho muchas cosas que no funcionan bajo el principio de "hechos consumados".

Pero las prisas cuentan. Al magno fallo del jurado invitaron a la alcaldesa de Madrid, una señora de más de setenta años incapaz de decir que no, y que tendrá que aceptar el trágala -magnífica palabra del castellano- de manera sumisa, porque si no la insultarán desde todas las almenas mediáticas, algo que ya recibe habitualmente, pero ahora con el epíteto de "Carmena obstruye la ampliación del Prado", que en el universo simbólico del español vulgar está a la altura de la Constitución, "nuestra lengua" y la tortilla de patatas, que por algo se apellida "española".

Otra palabra que necesita traducción es eso de campus, ya puesto en cursiva con toda la intención.  El campus es ese espacio que pretenden peatonalizar-apropiarse, porque entre el edifio histórico del Prado -el de Villanueva, un edificio magnífico y digno de la mejor capital europea- y el Salón del Reino no hay vínculo material. ¿Qué mejor palabra que campus, como si fuese una Universidad y no un Museo? ¿Quien no ha oído hablar del campus del Louvre, el campus de los Museos Vaticanos o el campus de la Tate?

Supongo que quedará un buen edificio, porque es raro un edificio de Foster que no sea notable, y ahí está su otra obra madrileña, una de las cuatro torres de la Ciudad Deportiva, la única que no hace llorar a Vitrubio. Un edificio que aumenta la edificabilidad del Salón de Reinos en la tercera planta -Carmena, trágala también en el expediente urbanístico- tanto en altura como en anchura, apoyándose directamente en lo que queda de los "huecos y balconadas", "recuperándolas", como si estuviesen perdidas.

Muy bien. Entra dentro de lo que es la arquitectura de hoy en día. Lo que no se entiende, y nadie va a conseguir explicarme, es como en un país lleno de infraestructuras que no sirven, que todavía no ha salido de una crisis parcialmente provocada por construir sin ningún tipo de estudio de viabilidad y pertinencia, se pueda plantear una ampliación de un Museo sin saber que uso se le va a dar, salvo el más que evidente de convertir el nuevo espacio expositivo en un chiringuito para fiestas, picoteo y más y más tontería, todo a cargo del erario público. Y miren las imágenes del "proyecto ganador" para cercionarse que es así. Pero es el Prado. Todos a callar. Y a tragar.
***
El artículo tiene muchas lecturas y cuestiones para analizar, pero quédense con este dato: el 45% de los titulados españoles trabajan por debajo de su cualificación. Y si sois padres, hermanos, primos, vecinos o allegados de alguien que vaya a empezar en el sistema universitario, no cejeis en esfuerzos de disuadirlos de estudiar cosas como Turismo, Filosofía, Sociología, Relaciones Laborales o Periodismo. Os lo deberían agradecer toda la vida.
***
1 de cada 4 hogares asturianos dependen de una pensión de jubilación.
***
Esta noticia ilustra muy bien cómo la corrupción es una lluvia fina que cala.
***
Gabino de Lorenzo, uno de los políticos más impresentables de esta Segunda Restauración borbónica, tenía cocinas en dependencias públicas. El origen del dinero, totalmente irregular. Su función, aún más.
***
Interesantísimo artículo sobre la guerra comercial entre Rusia y Arabia Saudí por el mercado petrolero indio.
***
En Toulouse, ciudad muy próspera gracias a la industria aeroespacial, una universidad de prestigio y a ser la capital en un radio de 400 km, están planificando 40.000 viviendas más.  Les da igual el túnel de Canfranc, como es natural. Comparen su situación con la de Zaragoza, por favor. Los del teleférico entre la nada y el vacío.
***
Extremadura lleva reclamando 40 años una autovía entre Badajoz y Cáceres, y lo hace mediante lloros y artículos como este, donde se demuestra que no hay necesidad de algo así.
***
El mayor buque-establo del mundo. Es como un crucero. En todos los sentidos.

13 comentarios:

jefe dijo...

He leído el artículo sobre las titulaciones universitarias y se vuelve a constatar una vez más que el sistema universitario español es una auténtica basura. En realidad todo el sistema educativo, en el cual desde la educación primaria donde van pasando a los chavales de curso con una palmadita en la espalda y "ya se ocuparán en el instituto", y así van de palmadita en palmadita hasta la misma universidad, donde, cuando no les dan alguna (con suerte), pues a poner el grito en el cielo. No puede ser que se inviertan recursos ingentes en forma de titulaciones que no sirven para nada. Impresionante la de "Forestales"... y aún el responsable tiene el cuajo de echarle la culpa a la crisis porque "ya no se hacen estudios de viabilidad". ¿Alguna vez se hicieron? Amosnomejodas...

El problema es que cada capital de provincia tiene que tener su campus con mil licenciaturas/grados que además se repiten en un radio de 100 km creando una oferta hinchadísima y completamente alejada de la realidad laboral. Claro, luego vienen las desilusiones y las frustraciones. Yo soy otra víctima del sistema y de no haber sabido verlo en su momento. Dos licenciaturas que no me han servido para nada más que hacer buenos amigos y ser un poco más culto, pero nada que me ayude en mi actual trabajo, encontrado gracias a reciclarme con un FP. Y en mi empresa, la mayoría vienen de "ADE" y hacen trabajo administrativo de diverso pelaje.

Pero bueno, pobre de aquel que se le ocurra decir que hay que cargarse titulaciones y universidades, porque todo lo que contenga la palabra "educación" ya tiene que ser bueno por sí mismo. Ya podían los de Podemos, bien conocedores del mundo universitario, denunciar el desastre y derroche de dinero público relacionado con el sistema universitario, ¿o ahí no hay clientelismo y nepotismo? A mansalva.

Alberto Bravo dijo...

El link de la noticia sobre las viviendas en Toulouse es de 2013...
Un saludo

Anónimo dijo...

En teoría El Prado tiene fondos suficientes como para exhibir en los nuevos espacios, ¿no?

Sergio ciclismo dijo...

Gracias por vuestros comentarios. Alberto: sí, y hay otros sueltos con noticias de 2014. No han perdido vigencia. Lo de Toulouse es pertinente porque están pensando en expandir la línea 3 de metro a esa zona. Y por la comparación con Zaragoza, claro.

Anónimo: sí, muchos de ellos cedidos por otras zonas de España, pero todos los museos tienen ese "fondo de armario". La ampliación no va a ser para poner cosas de almacén.

Anónimo dijo...

A ver si te aclaras, Sergio Frampton, que primero dices que es una mierda de proyecto y luego que será algo notable porque anda Foster por en medio.
Ojalá todos los fracasados fuesen como Carlos Rubio, yo me apunto.
Con Carmena te has quedado corto, la verdad... estás perdiendo mala leche, te haces mayor.
Amo Madrid como a pocas ciudades, pero decir que es la mejor capital europea es un atentado contra la inteligencia y, sobre todo, la cultura de tus lectores.
De ciclismo sabes mucho, de arquitectura aún te queda bastante para llegar al tercer piñón.
Saludos

RR

Sergio ciclismo dijo...

No entiendo lo de Frampton, si es por el crítico de arquitectura no me gusta mucho. El proeycto es una mierda porque da por hecho la peatonalización de la zona, y por eso pongo el ejemplo de lo que pasó con Nouvel. Aprende a leer.

Apuntate a lo de Carlos Rubio, un arquitecto de unifamiliares y vivienda social, y mira si no su currículum con casi 60 años, idiota.

Tu ama Madrid, que me suda el barbo: yo no pongo que sea la mejor capital europea, solo pongo que el edificio de Villanueva es "digno de la mejor capital europea", subnormal que no sabes ni leer.

Piñón el que tienes en el culo, RR.

Anónimo dijo...

Al hilo de los últimos acontecimientos, la muerte de Castro demuestra que los artífices de golpes de estado fallidos en un primer intento, como fue su caso, el de Chávez en Venezuela y el de Sanjurjo en España en 1932, no pueden ser simplemente encarcelados, ya que al final acaban siendo liberados y amnistiados a los pocos años, para volver a dar el golpe definitivo. Es estado haría mejor aplicándoles la pena de muerte desde el primer momento

Anónimo dijo...

Los arquitector, esos seres que ni son artistas (aunque presuman de ello) ni ingenieros (aunque vayan por la vida como si lo fuera). Esperanza Aguirre no es santo de mi devoción, pero qué razón tenía cuando dijo lo que dijo sobre ellos

Fjgandara dijo...

Parece que el HTML tiene un límite de caracteres por comentario, así que lo dividiré en partes.

El Prado es paradigmático en muchos aspectos. Por un lado el de una ampliación innecesaria, el tema del campus me recuerda al Casón, rehabilitado como biblioteca, próximo al Salón de Reinos.
La comunicación peatonal entre el Prado y el Salón se haría por delante de los Jerónimos y subiendo hacia el Casón por la calle Felipe IV, esa calle es una de las vías de escape del Paseo del Prado para ir hacia el Retiro, y los coches suelen subir por ella a una velocidad ligeramente superior a la permitida, lo que previsiblemente causará algún problema, ya lo hace ahora, ya que esa calle se suele usar para la descarga de autocares turísticos (tanto Madrid visión como de grupos de asiáticos), al aumentar previsiblemente el número de transeúntes, esa calle será un punto de conflicto.

Volviendo al tema del Casón y su demorada rehabilitación, y uno de los motivos de que no se quiera excavar es que cuando se hizo la obra de Moneo que incluía la restauración del Casón, después de la limpieza de los frescos de Giordano se decidió ganar superficie habitable excavando un sótano, (re)descubriendo que por esa cuesta, la actual calle Felipe IV bajaba un arroyo ahora subterráneo, que al ser descubierto afectó a los frescos y a la propia integridad estructural del Casón. Este arroyo había sido canalizado, a su paso por el Paseo del Prado por Ventura Rodríguez en un proyecto que los madrileños llamaron con cierta sorna "Cloaca máxima", y que estuvo a punto de volver a la actualidad cuando Esperanza Aguirre, en una improbable alianza con Tita Thyssen (encadenada a un árbol) en uno de sus ataques de locura propuso soterrar el tráfico del Paseo del Prado en medio de su guerra con Gallardón cuando este quería llevar a cabo el proyecto de Álvaro Siza, muestras del cual quedan en la cuesta de Moyano.

Ya desde hace años se proponía la absorción en el Prado del Salón de Reinos, en esta noticia de 2001 ya se habla de ello https://www.google.es/amp/elpais.com/diario/2001/11/29/cultura/1006988408_850215.amp.html proponiendo la recuperación de la distribución original de las obras, sólo falta una, en un proyecto que se recuperó en una exposición que se hizo años después, "El Palacio del Rey Planeta", planteada para ser la exposición inaugural del nuevo espacio, el Salón de Reinos.

Fjgandara dijo...

En cuanto a la ampliación de Moneo, en una conferencia que dio el propio arquitecto en un curso realizado en el Thyssen en el marco de la ampliación de los tres museos principales y la creación del Caixa Fórum (otro día hablaremos de ellas), el propio Moneo vino a reconocer que básicamente le habían encargado una pirámide como la del Louvre, pero que no fuese una pirámide y se pareciese más al Kursaal o al Museo Romano de Mérida, es decir, un cubo. Esta es una ampliación fallida en muchos aspectos, estaba pensada para que el acceso principal fuese por la puerta de Velázquez,que lleva directamente al vestíbulo de información, pero cambiándose al poco tiempo por lo insuficiente de las consignas y escáneres de seguridad, cambiando el acceso a la puerta de los Jerónimos, desde donde el mostrador principal de información queda oculto y los visitantes acceden a uno mucho más pequeño e insuficiente. Además se pretendía dar un acceso independiente a las exposiciones temporales a través de las famosas puertas de Cristina Iglesias http://m.elcultural.com/noticias/arte/Las-puertas-de-Cristina-Iglesias-ya-estan-en-el-Prado/500729 idea abandonada antes de la apertura porque el proyecto se realizó sin el espacio necesario para los mostradores de información, consigna y seguridad.

Siguiendo con las ampliaciones del Prado, lleva ya algún tiempo terminada la remodelación y habilitación como salas de exposición de la segunda planta de la puerta de Goya, el equivalente al área donde están los tapices de Goya en la fachada norte, espacio sin proyecto museográfico, y que va dando tumbos hasta que a alguien se le ocurra qué hacer con esas nuevas salas, que si la Torre de la Parada, que si tapices de Rubens, etc. Pues a este espacio habrá que añadir las nuevas salas del Salón de Reinos, ampliación nuevamente sin proyecto expositivo.

Otro día hablaremos de Zugaza, un junco en el puesto de director que a sobrevivido a dos cambios de partido en el gobierno en un cargo eminentemente político.

***

En mi breve carrera docente considero mi mayor fracaso el de un alumno que se matriculó en periodismo, con la idea de ser en el futuro periodista deportivo. Algo hice muy mal.

***

Disculpen el ladrillo, espero que sea de su interés.

Sergio ciclismo dijo...

Muchas gracias por tu comentario, que ahonda en aspectos no cubiertos por el post. Del fallido proyecto de Siza para el Paseo del Prado queda también el desastre en la Carrera de San Jerónimo, convertida en un monumento al granito y donde ha destrozado la plaza frente al Congreso, donde se han tenido que poner unas jardineras para que la gente no se desgracie por esas escaleras inútiles.

En Madrid todo es susceptible de empeorar.

Fjgandara dijo...

Las plazas duras madrileñas, Callao, Felipe II, Sol, Cibeles, Atocha, el tramo de Ruiz de Alarcón frente al propio museo del Prado (el jardín de boj es un momento cumbre del paisajismo madrileño).

Sergio ciclismo dijo...

El jardin de boj a mi me espanta particularmente. Se hizo así para que los turistas no usasen la explanada creada con el nuevo acceso, y la combinación de boj+granito me hace pensar en un pazo gallego...